Rio de Janeiro: La rueda de vista panorámica más alta de América Latina

El «Porto Maravilha», donde se ubica el nuevo atractivo, es un complejo de museos y restaurantes del antiguo puerto carioca, al que se accede gracias al VLT, el tren eléctrico que atraviesa los puntos más céntricos de la ciudad, además de opciones tradicionales como ómnibus, metro y taxis.

Rio Star será la rueda giratoria más grande de América Latina y estará entre las mayores del mundo: la High Roller (Las Vegas), Star of Nanchang (China), London Eye (Londres) y EuroWheel (Italia).

Con 88 metros de altura, alcanza el equivalente a un edificio de 25 pisos y cuenta con 54 cabinas climatizadas, cada una con capacidad para ocho pasajeros, instalaciones adaptadas a personas con discapacidad y podrá transportar hasta 432 personas cada 18 minutos.

La atracción ofrecerá vistas únicas de postales cariocas como la zona portuaria, el Museo do Amanhá, el Reloj Central, el Morro da Providencia, Cristo Redentor, Pan de Azúcar, Pedra do Sal, Puente Río-Niterói y la Ciudad del Samba o Sambódromo.

La expectativa de la operadora FW Investimentos es que unas 3.000 personas visiten la atracción cada día, llegando a más de un millón de visitantes por año.

Rio Star estará abierta todos los días de 10 a 18, en una zona cercana al acuario marino Aqua Rio, y en medio de una plaza de alimentación y tiendas de acceso libre.

Las entradas ya están a la venta a través del site www.riostar.tur.br, y cuestan entre 49 (12 dolares) y 290 reales (60 dólares) para quienes quieran un acceso VIP y cabinas privadas; los niños de 3 a 11 años pagan 35 reales (8 dólares), mismo valor para mayores de 60 años y personas con discapacidad con derecho a un acompañante.

A diferencia de atracciones como el «bondinho» del Pan de Azúcar, la rueda vende las localidades para un día determinado.

Fuente y foto: www.telam.com.ar